Y nos siguen llegando peticiones de personas que quieren espiar el whatsapp su su pareja porque tienen la sensación de que pueden hablar “demasiado” con alguien.

Es muy importante saber que es totalmente ilegal intervenir las conmunicaciones de una persona y que está tipificado como delito de descubrimientos y revelación de secretos. Sólo se podría hacer con una autorización judicial.

Además de esto, es muy complicado hacerlo al día que estamos publicando este artículo.

Nos llegan muchos casos de gente que contrata páginas web con la promesa de que pueden ver el whatsapp de su víctima. Muchos son falsos, pero los pocos que dan un servicio parecido son aquellos que te dan la posibilidad de poner un programa espía en el móvil de tu pareja y que mande contínuamente información a un servidor al cual puedes acceder a través de una página web

¿Cúal es el problema? Cómo introducir el programa espía en el móvil de tu pareja. Necesitas un rato para conectarlo al ordenador, descargar el programa desde una página web y configurar un código que te darán para que la información que salga de ese móvil sea relacionada con tu cuenta. Ojo, luego vienen los problemas, necesitas un móvil con permisos root y quizás te funcione o no. De hecho han cerrado varias páginas web por engañar a los clientes con falsas aplicaciones que nunca llegaron a funcionar, como por ejemplo, WhatsApp Spy.

Si existiera una orden judicial, el personal especializado podrá acceder al servidor y darle la información al juez.

Si no es el caso, se pueden sacar las conversaciones a través de la base de datos almacenada en el móvil incluyendo las copias de seguridad que whatsapp realiza a las cuatro de la mañana y que queda en un directorio. Además de un fichero necesario para la desencriptación de las bases de datos. Pero no es a tiempo real, sino a tiempo pasado.

También se pueden sacar a través de un informe forense del móvil donde incluso, se pueden sacar las conversaciones borradas, contactos borrados, fotografías, etc.

También hay otras opciones, como comprarle y regalarle un móvil que ya está preparado para extraer y monitorizar WhatsApp, SMS, LINE, llamadas de voz, y casi todo lo que se haga con el móvil. Y encima quedarás bien.

A veces nos piden indicaciones de cómo meter el programa espía, pero sin tocar el móvil. Si se puede hacer mediante técnicas de enmascaramiento, pero generalmente al final el usuario se puede dar cuenta. Es difícil, pero ahí está.

La conclusión es fácil, como le decimos a nuestros clientes; a veces no merece la pena para encontrarse al final cierto coqueteo. Aunque a veces, la realidad si es verdad que supera a la ficción.